Cita en Hawaii

«A veces el amor tiene caricias frías, como navajas de barbero.»

No hay nada como morirse…

…para que todo el mundo diga lo bueno que fuiste mientras estabas vivo. Que era cuando nadie te hacía ni puto caso o, peor aún, cuando te ignoraban, cuando te ridiculizaban, cuando te menospreciaban: por carca, por progre, por popular, por exquisito, por minoritario, por comercial, por rojo, por negro, por facha, por moderno, por moña, por antiguo, por vulgar, por divino…

Eso, en España, deporte nacional.

Ahora que ha habido cambios en los ocupantes de las poltronas ministeriales, otra vez se ha dejado pasar la oportunidad de crear un ministerio C.S.I.: un Ministerio de Cadáveres Súbitamente Insignes. Lo que es imperdonable siendo como es ésta una actividad que entre nosotros no conoce crisis alguna. Porque seguimos en plena forma. ¿Que no? Id y preguntadle a Mari Trini y a Corín Tellado.

Qué asco de país…

Anuncios

Navegación en la entrada única

5 pensamientos en “No hay nada como morirse…

  1. ¡Bienvenidos de nuevo los dos, cuánto tiempo!
    Musikboy: parcialmente de acuerdo. La colmena siempre me ha parecido sobrevalorada, una copia regular y casposa de Manhattan transfer, de John Dos Passos.
    En cuanto a las otras dos, hay que reconocer que representaron valores y actitudes muy importantes para varias generaciones de españoles. El problema es que fueron las enésimas víctimas de una de las aficiones favoritas de nuestros paisanos, la de hacer caer a los ídolos de sus pedestales. No me imagino a los franceses ignorando durante más de veinte años las carreras musicales de gente como Edith Piaf, Sylvie Vartan o Françoise Hardy, por mucho que éstas no siguieran las corrientes musicales impuestas por las modas de cada momento. Y mucho menos ignorando sus muertes. No es cuestión de que te gusten o no, es simplemente el respeto (es decir, la falta de) que mostramos los españoles hacia gente que ha estado toda su vida dedicada a escribir, a cantar, a componer, a pintar, o a lo que sea, y que de pronto se ven superados por una moda e indefectiblemente condenados al olvido. Nunca más vuelves a verlos en la tele, o a encontrar con facilidad sus libros, y si lo consiguen siempre es arrastrando sambenitos, miradas irónicas y comentarios condescendientes.
    ¿Sabías, p.e., que el primer mánager de M.T. fue Nicholas Ray? Sí, el mismo, el director de Los amantes de la noche, Johnny Guitar o Rebelde sin causa.¿O que fue apadrinada por Peter Ustinov y trabajó en Londres, en la BBC, con gente como Roman Polansky, James Mason, Marlene Dietrich o Paul McCartney?
    María: no me gustan Marlango, me aburre ese tipo de música. La mayoría de los que dicen que les gustan, en realidad lo que quieren decir es que les encantaría tirarse a la L.W. No creo que haya más (¡lo siento, musikboy!). En cualquier caso, si a alguien se le presentara la oportunidad, L.W. es infinitamente más apetecible que M.T. Y encima está viva.

  2. La muerte a todos iguala, desterrando la mediocridad de cada uno. Vivimos en una era en la que se hace una cosa divertidísima que es dotar de heroicidad al acto de muerte. Qué nos gustan las palabras graves y elevar a la más alta maravilla a quien no ha hecho nada; no digo que el pobre mío, ay míralo ahí de cuerpo presente, no haya vivido lo suyo ni que no haya sido feliz, digo que a veces otorgamos méritos a quien no ha hecho nada (digno de mérito o reconomiento público) por el simple hecho de que ya no está entre nosotros. Supongo que esto de la folletinista (¿se puede decir?) y la otra será como las viejas plañideras pero en una revisión tecno-chic del siglo XXI. Y dos cositas: La Colmena me gustó mucho y a ver qué disparates oiremos cuando la espiche el insoportable Arturito Alatriste.

  3. María Ayllón en dijo:

    Eduardo, hacía mucho que no me pasaba por aquí, jeje.

    Qué asco de país pienso yo también, pero es lo que nos queda, yo intentaré cambiar mi situación geográfica en unos cuantos años, espero poder.

    Vetusta Morla no está mal, pero me resulta un poco cansino escuchar muchas canciones seguidas de ellos. Yo te propongo Marlango, igual te gustan. Su último trabajo se llama “The electrical morning”.

    Buenas noches.

  4. Sé el programa que dices, y siempre me he negado a verlo. Me parece repugnante: a ver, a ver, ¿qué viejecito tenemos a las puertas de la muerte? Abuelo, que le vamos a hacer una entrevista, que me han dicho que era usted muy famoso… Y a los tres días el viejo la palma. Pura necrofilia hispánica: fo***rse a los muertos está muy bien, porque no protestan. Asqueroso.
    En cuanto a Cela, soy de tu misma opinión, si bien no puedo dejar de reconocer que Pascual Duarte es un pedazo de libro. Pero, claro, fue lo primero que publicó y a partir de ahí, a tocar el violín.

  5. Ayer vi una entrevista a Corín Tellado -una de esas que hace el Canal + a famosos que están en la antesala de la muerte para emitir después de la muerte de los mismos-, y sí, no hay nada como morirse para que te reconozcan. Pero la muerte suele poner a muchos en su sitio: ¿quién se acuerda de Cela, que se paseaba en limusina conducida por choferesa negra, costeado por la guía Campsa y salía en todo programa de televisión de postín? ¿Se sigue estudiando en los institutos? Por cierto, recuerdo que Cela, en su mediocridad -con su premio Nobel y todo- también menospreciaba a Borges!!! Toma ya.

Nos encantaría conocer tu opinión sobre esto…

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: