Cita en Hawaii

«A veces el amor tiene caricias frías, como navajas de barbero.»

La amenaza amarilla

Empieza a saturar tanto chino (y tanto Phelps)… Ya nos lo advirtieron hace mucho tiempo: en su primer EP, La amenaza amarilla (1981), los llamados «Ramones de Algete», aquellos insuperables Los Nikis, dejaron constancia -a su modo- del peligro de que un día los chinos se decidieran a dar un paso al frente (incluyendo una imposible entente con Japón). Y se han decidido. Y lo han dado.

Así que, como parece que esto ya no hay quien lo pare, más vale que nos tomemos el asunto con humor y os deje con ellos -con Los Nikis, no con los chinos 😉 Pincha en el reproductor y dale al play.¡OJO! No funciona con algunas versiones antiguas de Internet Explorer.

 

La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.
La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.

Los radares de Occidente
están detectando mucha gente,
nadie sabe lo que pasa,
ni la CIA ni la NASA.

Son los chinos, que se han unido,
y no se dan por vencidos.
Han saltado la Muralla,
se están pasando de la raya.

Corre hacia tu casa,
escóndete en tu habitación,
baja la persiana,
métete bajo el colchón.

Hiro Hito y Mao Tse Tung
luchan por el bien común.
Cuando vean lo que han hecho
estarán muy satisfechos.

En la ONU están temblando,
ahora saben lo que está pasando:
mil millones de orientales
están rodeando las ciudades.

Corre hacia tu casa,
escóndete en tu habitación,
baja la persiana,
métete bajo el colchón.

La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.
La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.
La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.
La amenaza amarilla, la amenaza amarilla.

¡Ah! Y muchas gracias a todos por la visita número 5000. ¡Jo…!

Anuncios

Navegación en la entrada única

8 pensamientos en “La amenaza amarilla

  1. Es lo que tiene el verano: que se distrae uno… y que se acaba 😦 Sniff, sniff…

  2. Hace tiempo que no me paso por aquí, esto del verano y tantas cosas en la cabeza me tienen totalmente ausente, pero veo que tú sigues en tu línea de música más literatura. Me encanta 🙂

    Mañana actualizaré el blog con una leyenda que creo que te interesará.

    ¡Un saludo!

  3. Supongo que sabes cómo se ha puesto la enseñanza pública, más concretamente la andaluza. Como para pensárselo, si uno tuviera que empezar ahora… En todo caso, no entra en mis planes iniciar una aventura de ese tipo. Es sólo que, bueno, desconocía la existencia de ese ¿programa? y ayer estuve indagando por la web, y tiene algunos planteamientos interesantes, aunque todo parece demasiado anglosajón para mi gusto.
    Y trabajar en Suiza, huuummmmm… Chocolate, relojes y vacas, digo, bancos… Suena genial 😉

  4. No quiero entrar en una de esas discusiones de patio de vecinos sobre quién sufre más, quién ha tenido más migrañas, etc., pero yo también tengo mi chasco con Morrissey, como todos los fans, supongo. Tenía una entrada para verlo como telonero de Bowie, en 1996, y abandonó la gira diez días antes por depresión. Acabé viendo a un grupo nuevo que apadrinaba Bowie: Placebo. No sé si se debe a la decepción, pero Placebo nunca me gustó. Conmigo no les funcionó el nombre. Hombre, el concierto de Bowie me hizo olvidarlo todo, esa es la verdad.
    Al final vi a Morrissey dos veces en diez días, en Luxemburgo y Amsterdam (estaba pasando unos días en Bruselas), en diciembre de 2006. Nunca hice las cuentas para saber cuánto me gasté en entradas, trenes y hoteles.
    En cuanto al Bachillerato Internacional hay en España, y en Andalucía concretamente, algunas escuelas internacionales que aplican ese programa. Desconozco las condiciones de las privadas en España. Yo trabajo en Suiza y no están mal, y he conocido a gente que está en Inglaterra, Turquía o Bélgica y estaban contentos. De todas formas, dejar la pública por un puesto incierto, después de aprobar unas buenas oposiciones no creo que sea lo más interesante.

    Un saludo

  5. Lo mío es peor: yo estuve en el concierto de The Smiths en Madrid, 15 de mayo de 1985. Desde entonces, el amigo juró que no volvería a tocar en España y lo cumplió, hasta el concierto de 2004 en Fuengirola. ¡Imagina la cara que se me quedó cuando me enteré de que Morrissey tocaba a veinte minutos de mi casa! Luego vino el chasco de Benicassim, pero ésa me la veía venir, fue una intuición todo el tiempo. A mí me pilló de viaje por tierras levantinas, pero entre el público había gente que había programado sus vacaciones en función del concierto, y que venían desde México o Argentina. No quiero pensar en la frustración que sentirían esos fans…
    Por lo demás, y como tú dices, es una condena de la que no me planteo liberarme: sigo comprando todo lo que publica y escuchando sus canciones casi a diario. Y suscribo plenamente tu sentencia final, porque yo también lo siento así: sé que mi juventud habrá terminado el día en que deje de escuchar a Morrissey.
    En cuanto a lo del B.I., ni idea, pero suena tentador. ¿Dónde hay que apuntarse,please?

    Un saludo

  6. Yo también di clases en una de esas academias de cuyo nombre no quiero acordarme… Esto es bastante diferente, se trata del Bachillerato Internacional, un programa diseñado para escuelas internacionales, privadas… Lo conoces?
    Quiero, por último, compadecerte por tu destino nefando de admirador de Morrissey en España. Es un abandono desolador, dos tristes festivales después de veinte años. Yo tuve que emigrar para encontrar un concierto razonablemente cerca, después de dos décadas de adoración diaria y de comprar sin mirar todo lo que publica. Sigo haciéndolo, sé desde hace mucho tiempo que mi juventud se habrá acabado el día que deje de escuchar a Morrissey.

    Un saludo

  7. Gracias, Alberto.
    Suena envidiable tu situación: das, o vas a dar clases, en el extranjero (entiendo que en un país que no es España) y con muy pocos alumnos. ¡Menudo chollo! Me recuerda a cuando yo daba clases de español a estudiantes extranjeros, hace ya xx (número de dos dígitos) años: grupos con un máximo de ocho alumnos y casi siempre con una cierta edad, de veintipocos en adelante. Un lujo, excepto por la mierda que nos pagaban, claro.
    En cuanto a lo del nivel, no sé… Me siento halagado, pero no tiene demasiado mérito: todo está en los libros. Sólo intento transmitir algo de lo que yo he aprendido en ellos. Ya escribí algo al respecto en las primeras entradas del blog: non nova, sed nove.
    Gracias de nuevo, y mucho ánimo y suerte en tu labor.

  8. Acabo de entrar en tu página y me parece admirable tu trabajo. Yo mismo empiezo a ser profesor de literatura (en el extranjero, con muy pocos alumnos todavía) y me veo un poco abrumado y bastante lejos de este nivel. En fin, así es como madura la gente, verdad?

    Enhorabuena

Nos encantaría conocer tu opinión sobre esto…

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: